Micropigmentación de ojos, uno de los tratamientos de belleza más elegidos

Existe una gran variedad de tratamientos para devolver la luz a la mirada sin necesidad de maquillarse todos los días. Uno de ellos es la micropigmentación de ojos, también de los más utilizados.

Se trata de formar un delineado en la raya del ojo para no tener que volver a preocuparse por esta área y obtener un resultado inmediato como si el rostro siempre estuviera maquillado.

¿Quieres saber más sobre este procedimiento? En esta guía te mostramos todo lo que debes saber sobre el mismo.

¿Qué es la micropigmentación de ojos?

La micropigmentación de ojos consiste en delinear la raya del ojo de forma similar a cuando nos hacemos un tatuaje. Es decir, con un resultado permanente.

Se puede llevar a cabo tanto en la raya superior como en la inferior, o incluso en ambas, si se desea lograr un acabado más pulcro y con aspecto de buena cara al instante.

De hecho, su efecto es inmediato, por lo que notarás los buenos resultados desde el mismo momento en el que se lleve a cabo el procedimiento. Esta es una de las razones por las que cada vez es un tratamiento más elegido en materia de estética y belleza.

En cualquier caso, antes de decidir hacernos la micropigmentación de ojos en nuestro rostro debemos tener claro que se trata de una técnica que debe ser llevada a cabo por profesionales. De este modo, se obtendrá de forma segura y con un acabado perfecto.

Relacionados:

Objetivos de llevar a cabo la micropigmentación de ojos

A la hora de llevar a cabo la micropigmentación de ojos, existen unos objetivos claves que se desean conseguir, relacionados con las ventajas que más tarde obtendrás después del proceso.

Rejuvenecer el rostro

Gracias a este tipo de micropigmentación, conseguirás de inmediato que tu rostro se vea más joven y brille con luz propia. Además, también obtendrás una expresión facial más limpia sin rastro de maquillaje.

Luminosidad en la mirada

La mirada es una de las cosas que más dice cómo somos. Gracias a la micropigmentación, estaremos añadiéndole luz sin apenas esfuerzo a la vez que se aporta volumen a las pestañas. Es decir, dará la sensación de tener unos ojos más grandes y expresivos de forma natural.

Adiós a los ojos caídos

Otro de los objetivos de la micropigmentación de ojos pasa por lograr levantar la mirada, deshaciéndose del molesto aspecto de ojos caídos. En todo caso, cada tratamiento se personaliza para cada persona, por lo que siempre quedará acorde a las características y rasgos naturales de su rostro.

¿Cómo se realiza la micropigmentación de ojos?

Para llevar a cabo la micropigmentación de ojos, lo primero en lo que debemos pensar es en ponernos en manos de profesionales del sector que sepan lo que hacen. De este modo, el procedimiento se realizará de forma segura y sabiendo que está adaptado al 100% a nuestras facciones.

En otras palabras, nunca dejes nada al azar en materia de estética, belleza y salud.

Primer paso: entrevista con el cliente

Antes de que el profesional pueda llevar a cabo la micropigmentación de ojos, es imprescindible realizar una entrevista previa para que este pueda conocer tanto los gustos de la persona como hacer un análisis exhaustivo de sus rasgos.

Después de esta entrevista, procederá a realizar un dibujo como base que más tarde puede cambiar en caso de que no cumpla con tus expectativas.

Fase de pigmentación

Tras elaborar el dibujo, este se coloca en tu ojo para saber si es la que mejor se adapta a la forma natural de tu línea y para que veas si te gusta como queda. En caso de no ser así, el profesional la rediseñará hasta que obtengas el resultado con el que mejor te sientas.

Una vez que se da luz verde al dibujo preliminar de la línea, es pasa a la fase de pigmentación. Para ello, se aplican de forma directa el pigmento orgánico elegido en la zona de la raya del ojo, de una forma similar a la que se hace un tatuaje.

Estos micropigmentos se aplican a través de un dermógrafo que produce movimientos eléctricos para introducirlos en la piel a través de una aguja.

Cuánto dura una sesión

Cada sesión de micropigmentación de ojos puede durar de una hora a una hora y media si se busca una creación de carácter completo. Además, es recomendable llegar con antelación a la sesión, pues se aplica una crema anestésica de cara a proteger a la persona contra el posible dolor del procedimiento.

Negro, el pigmento más demandado

Como dato, en la micropigmentación de ojos, el pigmento negro es el más demandado de forma habitual, ya que se suele buscar que el resultado quede igual a como si tuviéramos siempre pintado el eyeliner.

Sin embargo, si deseas un acabado más natural o un efecto buena cara sin aportar tanta dureza a la mirada, también puedes optar por otros tonos como el marrón.

En cualquier caso, será el profesional el que te recomiende el que mejor vaya con tu rostro si no lo tienes claro. De ahí la importancia de contar con un buen equipo detrás de la técnica.

Qué tener en cuenta antes del procedimiento

La micropigmentación de ojos es un proceso sencillo, pero existen algunas cosas a tener en cuenta antes de llevarlo a cabo. Conocerlas te ayudará a tomar la mejor decisión.

Consecuencias de la micropigmentación

Conforme se lleva a cabo el proceso de micropigmentación de ojos, se va produciendo una inflamación de los tejidos. Esta es la consecuencia directa de la herida que deja la aguja.

Por ello, en las horas posteriores a la técnica verás que se formará una pequeña costra cuya duración se sitúa entre los cuatro y los cinco días.

Debido a esta costra, el color puede variar y apreciarse de una forma más intensa a la que habíamos pedido. Sin embargo, hay que tener en cuenta que esto será un problema puntual, ya que después de una semana esta habrá desaparecido por completo y también esa intensidad extra.

Un mes para que se fije el pigmento

Además, también hay que tener en cuenta que, en cualquier caso, el pigmento no quedará fijado desde punto y hora en el que se lleva a cabo la micropigmentación.

De hecho, hasta después de 30 días, no se podrá considerar como completado el proceso de fijación. En este tiempo, se perderá entre un 10 y un 15% del color que vimos en la sesión.

Este porcentaje, además, puede aumentar en algunos casos concretos, como en las personas con pieles más grasas, pues estas eliminarán una mayor cantidad del pigmento inicial.

Micropigmentación: una técnica muy utilizada

Si algo está claro es que la técnica de la micropigmentación se ha convertido en una de las más utilizadas en materia de estética.

De hecho, además de para los ojos, también se utiliza en zonas como los labios y las cejas, de cara a conseguir una mayor densidad, disimular cicatrices e imperfecciones, etc.

Cuidados a tener en cuenta después del delineado permanente de ojos

Así como hay cosas que debes tener en cuenta antes del tratamiento también existen otros consejos clave para después de la micropigmentación de ojos.

Seguirlos al pie de la letra puede marcar la diferencia entre la calidad del resultado final, así como la duración del mismo.

Evita la exposición solar

De cara a conseguir el mejor resultado y cuidar tu micropigmentación de ojos, lo mejor que puedes hacer es no exponerte al sol. Para ello, utiliza gafas que impidan el contacto con los rayos UVA y un sombrero. Al menos, durante las dos primeras semanas después del tratamiento.

Usa compresas frías

Como has visto, el proceso de micropigmentación trae consigo también la posterior inflamación. Para hacer que esta desaparezca más rápido, un buen consejo es hacer uso de compresas frías, que también ayudarán contra la posible irritación de la zona.

Haz uso de cremas específicas

Las cremas específicas, como las antisépticas, te será de gran ayuda a la hora de hidratar y ayudar a que la herida cicatrice mucho antes. Antes de usar cualquiera de ellas, consulta con el profesional que ha llevado a cabo el proceso para conocer cuál es la que debes usar. Algunas de las más recomendables son aquellas con vitamina E, pues acelera la cicatrización.

Mantente lejos del agua

Durante los primeros días, se recomienda evitar que la zona entre en contacto con el agua caliente. Lo mejor es lavar el área con agua tibia y proteger los ojos. Por supuesto, también es recomendables no acudir a lugares como piscinas o jacuzzis, pues el cloro podría alterar el resultado final del tratamiento.

Cuidado con las costras

La aparición de costras será normal tras el proceso de micropigmentación de ojos. Sin embargo, en ningún caso debes quitártela de forma brusca, sino dejar que desaparezcan por sí mismas. En caso contrario, podrías llegar a arrancar también algo de pigmento.

Evita maquillarte

El maquillaje no será buen compañero justo después del proceso. Lo ideal será evitar usarlo en la zona de los ojos y las pestañas durante los primeros días. Además, lo bueno será que ya lucirás como si te hubieras maquillado, por lo que no te resultará complicado. 

Ventajas de la micropigmentación de ojos

Ahora que ya sabes más sobre el proceso de micropigmentación de ojos, queremos mostrarte algunas ventajas clave de llevar a cabo esta técnica en tu rostro:

  • No volverás a preocuparte por el maquillaje y tendrás un aspecto cuidado y de buena cara desde la mañana hasta la noche.
  • Tu mirada adquirirá una mayor expresividad y luminosidad. Además, podrás adaptar el delineado de acuerdo a la forma de tus ojos, lo que supondrá una completa personalización.
  • Si nunca te has animado a hacerte un buen delineado, esta técnica será perfecta para ti, pues lo conseguirá sin que tú hagas ningún esfuerzo.
  • La micropigmentación puede lograr corregir los ojos caídos, párpados muy prominentes, ojos muy redondos, etc.
  • Es una gran alternativa a otras técnicas menos naturales e invasivas, como pueden ser los tatuajes.
  • Es capaz de evitar las manchas en la piel y, además, se usa para disimular operaciones quirúrgicas.

¿Cuánto dura la micropigmentación de ojos?

La micropigmentación de ojos se considera una técnica permanente. La razón es que este tratamiento, llevado a cabo de forma profesional y habiendo seguido todos los cuidados tras su aplicación, puede tener una duración de hasta dos años.

Es decir, se consigue una gran rentabilidad, sobre todo, si piensas en el ahorro de maquillaje que estás llevando a cabo durante todo ese tiempo.

Esta larga duración es otra de las ventajas de la técnica, y la razón por la que cada vez sean más las personas que decidan llevarla a cabo.

¿Cuánto cuesta la micropigmentación de ojos?

Al igual que sucede con cualquier otro tipo de tratamientos, en el caso de la micropigmentación de ojos, te encontrarás con precios muy variables.

Según el centro de estética en el que lo vayas a realizar, los precios pueden variar desde los 190 hasta los 400 euros.

En muchos casos, además, el precio no incluye tan solo la micropigmentación, sino también otros complementos como los retoques, los cuidados posteriores, como puede ser la crema, así como la crema anestésica que se utiliza antes de empezar.

Es primordial informarse bien para conocer a la perfección qué incluye el precio en tu centro y saber qué otras inversiones podrías tener que llevar a cabo de forma posterior al tratamiento.

¿La micropigmentación de ojos duele?

Como cualquier otra técnica en la que haya una aguja de por medio, la micropigmentación de ojos es un procedimiento que sí puede causar algo de dolor. Sin embargo, este se suele tolerar y aguantar a la perfección.

Al igual que sucede en otros casos, este dolor dependerá del umbral de cada persona en particular.

El tamaño de la aguja empleada en el dermógrafo para aplicar los micropigmentos varía de los 0,7 a los 1,7 mm. Todo dependerá del tamaño de la aguja que se deba emplear según la persona, por lo que es probable que lo que para un paciente ha sido indoloro, para otro resulte mucho menos soportable.

Deja un comentario